martes, 13 de diciembre de 2011

Reprimen, golpean y arrestan a Berta Soler en unión de Las Damas de Blanco

por Máximo José García González

Periodista Independiente

 

11 de diciembre de 2011

 

Más de 50 pacificas e indefensas mujeres defensoras de derechos humanos organizadas como Damas de Blanco Movimiento Laura Pollan, fueron bruscamente golpeadas y arrestadas durante un intencional operativo policial.

 

Concluida la peregrinación dominical en la Iglesia de Santa Rita, sita en 5ta avenida Miramar y cuando las indefensas mujeres se marchaban a sus hogares, fueron interceptadas por los cuerpos represivos de la dictadura Castrista, Departamento de Seguridad del Estado (DSE), Policía Nacional Revolucionaria (PNR) y apoyados en las brigadas de acción rápida, donde algunos de ellos estaban armados con armas blancas. 

 

“Automáticamente cerraron todas las vías” así manifestó Belkis Felicia Jorrin Morfa, que pudo percibir cuando fueron cercadas por la turba decidida a golpearlas, cuando observo que Berta Soler fue cargada a la fuerza por los pies y las manos por un grupo de agentes los cuales la introdujeron en un auto que no pudo distinguir su placa.  Jorrin Morfa alega que fue empujada cayó al suelo golpeándose las rodillas luego fue obligada a subir a un ómnibus.

 

Comenta Gessica Castelnau Jorrin que también fue empujada contra el piso cuando cayó en el mismo, que una represora quería abusar al tratar de propinarle técnicamente una patada que de ver sucedido quedaría inválida toda su vida. María de los Ángeles Rojas Pereira, otra afectada, plantea que también fue maltratada y obligada a subir al ómnibus que en unión de los otros se pusieron en marcha y fueron dejadas por dos horas bajo el sol dentro de los cerrados ómnibus en un campo muy lejos al este de la Habana.

 

Además fueron engañadas por los represores que después de maltratarlas y ofenderlas verbalmente, le informaron que las dejarían en sus domicilios y fue incierto, las condujeron a la Cuarta Unidad en Infanta y Manglar, Municipio Cerro.  Ahí fueron encerradas en los malolientes calabozos, solamente a las que tenían dirección de la Habana.  Las otras fueron deportadas a su provincia hasta el momento se desconoce el paradero de Berta Soler.

 

“Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado”-Declaración Universal de Derechos Humanos, Articulo 9



Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: