domingo, 31 de octubre de 2010

No hay derecho más sagrado que los Derechos Humanos

por Joel Lázaro Carbonell Guilar

Presidente

Organización de Derechos Humanos Cubanos Libres

 

25 de octubre de 2010

 

Foto (derecha): Joel Lázaro Carbonell Guilar
 
Los Derechos Humanos son indivisibles e interdependientes; que resulta imposible la realización de unos sin la realización de los demás Derechos Humanos. En ninguna otra cuestión lo individual y lo colectivo, lo interno y lo internacional se concite y ordene más que en los Derechos Humanos; deber de un Estado, en lo interno y en lo internacional es cumplirlos.

 

Tenemos la firme convicción que lo mas aplaudible no lo constituye el hecho de que un Estado ratifique un instrumento determinado de Derechos humanos si no que, tales Derechos Humanos se cumplan; si los Derechos Humanos se protegen y promueven en uno determinado, y este no los protege y promueve en los demás, viola los mismos.

 

Nuestros Derechos son manipulados por quienes más los violan, lo cual no deja de ser un verdadero sacrilegio; la manipulación y el menosprecio por parte de las autoridades cubanas de los Derechos Humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la sociedad cubana; encadenando a nuestro pueblo al temor y la miseria sin que puedan disfrutar de la libertad de palabra y demás libertades.

 

Integrantes de la Sociedad Civil Cubana dan prioridad a la búsqueda de soluciones para las violaciones masivas y patentes de los Derechos Humanos con el fin de crear un Estado de derecho y evitar que el hombre no se vea compelido al supremo recurso de la rebelión contra la tiranía y la opresión.

Estos integrantes son sometidos a persecución, secuestros, torturas, tratos crueles inhumanos y degradantes, acoso y genocidio.

 
En las Fotos: Sonia Garro, Mercedes Fresneda, Hugo Damián Prieto Blanco y Miguel Amado Reyes Fonseca 
 
Recientemente, Sonia Garro y Mercedes Fresneda fueron conducidas hacia la Unidad Policial de 21 y C, donde hombres y mujeres las maltrataron físicamente hasta fracturarles la nariz y el brazo a Sonia y también el brazo a Mercedes; acompañado estos golpes de amenazas; todo esto por el simple hecho de que estas activistas de los Derechos Humanos se pronunciaron con un cartel promoviendo el respeto hacia los Derechos Humanos y la integración racial.

 

Indican otros activistas como Hugo Damián Prieto Blanco y Miguel Amado Reyes Fonseca, que las autoridades políticas no permiten a integrantes de la Sociedad Civil asistir a la iglesia. Estas autoridades montan operativos para impedir el acceso a las mismas, trasladando arbitrariamente a activistas hacia unidades cercanas y reteniéndolos en las mismas por largas horas.

 

Estas autoridades represivas, se están personando en los alrededores de las iglesias frecuentadas por activistas de Derechos Humanos, con armas largas de fuegos con balas de plástico, señala Miguel López Santos.


Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: