domingo, 24 de octubre de 2010

El origen de las Damas de Blanco

por Dolia Leal Francisco

Dama de Blanco

Mujeres Corajes

 

5 de octubre de 2010


Foto: cofundadora de las Damas de Blanco. Su esposo, Nelson Aguiar, fue excarcelado el 8 de abril de 2008. Emigraron a Estados Unidos donde actualmente viven, en la ciudad de Elizabeth, New Jersey

 

Las Damas de Blanco constituyen un grupo, asociación o fraternidad muy peculiar, porque ellas no se encuentran estructuralmente organizadas, ni cuentan con una cabeza visible que las represente como fuente única de dirección. Sus pronunciamientos, encuentros y actividades los propone cualquiera de estas valientes mujeres, y se acuerdan por consenso.

 

Las Damas de Blanco no se encuentran limitadas por los estrechos confines en que la política o la religión, circunscriben a los seres humanos, por el contrario, sustentan creencias religiosas diversas, y militan en diferentes organizaciones, movimientos y partidos políticos o sociales muy disímiles, a veces, antagónicos entre sí, y, no son pocas, las que jamás se habían involucrado en actividades opositoras, pero todas mutuamente se respetan la forma de opinar en política y de practicar sus creencias religiosas, constituyendo un ejemplo de tolerancia a seguir en un país tan proclive a ser continuamente fragmentado por quienes temen la unidad tan necesaria en el fin común: la Libertad, la Democracia y el respeto a los Derechos Humanos....

 

Fue, precisamente, en uno de los salones de espera de la Sede de la policía política de Cuba, más conocido por Villa Marista, en donde se encontraron por primera vez, algunas esposas de los opositores y periodistas independientes recién detenidos, adonde habían acudido a procurar información sobre el status jurídico en que se hallaban sus esposos. Allí estaban Gisela Delgado Sablón, Yolanda Huerga, y Dolia Leal y es, en el cuartel general de los represores, donde surge el primer germen de esta agrupación fraternal y solidaria, cuando alguien, cuyo nombre habrá de permanecer en el anonimato, dijo que se estaba citando a las esposas de los recién detenidos que residían en La Habana para que acudieran vestidas de blanco a la misa que se efectuaría a las 10:30 am del domingo 30 de marzo en la Iglesia de Santa Rita, en el reparto residencial de Miramar, municipio Playa.

 

En esta iglesia católica, de forma ya habitual, asistía un grupo de los familiares de los presos políticos anteriores a la Primavera Negra, que se habían asociado en el “Comité de Madres Leonor Pérez”, fundado el 14 de mayo del 2000 y presidido por la Sra. Isabel Ramos, madre del prisionero político Arturo Suárez Ramos.

Alrededor de las 10:00 am del domingo 30 de marzo de 2003 comenzaron a llegar, vestidas de blanco, Gisela Delgado Sablón, que se desempeñaba como Directora Nacional de las Bibliotecas Independientes y esposa del sociólogo Héctor Palacio Ruiz; Miriam Leiva, intelectual y brillante periodista, esposa del lúcido y capaz economista y ex embajador Oscar Espinosa Chepe; Yolanda Huerga quien a pesar de su pequeña estatura se destacaba por su inteligencia, modestia y valentía, la cual hasta ese momento se había mantenido ajena a los quehaceres contestatarios de su esposo el poeta y escritor Manuel Vázquez Portal; Berta Soler, mujer que contagia a cuantos la conocen de su vigor y fuerza espiritual, esposa de Ángel Moya; Blanca Reyes, espontánea y agradable, esposa de Raúl Rivero, poeta y escritor; la joven, activa y bella Claudia Márquez, esposa del ex Presidente del Partido Democrático Liberal de Cuba Osvaldo Alfonso Valdés y Marcela Sánchez Santa Cruz.

 

Cuando alguien, se decida a contar la historia de cómo surgieron la ¨Damas de Blanco¨, debe tenerse en cuenta que, de las 28 esposas del ¨Grupo de los 75¨ que residían en La Habana, este fue el pequeño grupo original que asistió a aquella memorable misa, acompañado por unos 12 de los miembros del ¨Comité de Madres Leonor Pérez”.


Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: