lunes, 30 de agosto de 2010

Empresa turística cobra a nacionales por bañarse en un río

Imágenes y reporte cortesía de Eriberto Liranza Romero

Periodista Independiente

 

25 de Agosto del 2010

 

 
Rafael Fernández Fajardo no podía creer lo que estaba escuchando, pensaba que a sus sesenta años ya lo había visto y oído todo, creía que a estas alturas de la vida pocas cosas podrían asombrarlo, pero no pudo ocultar el insulto cuando le dijeron que tenía que abonar un impuesto de 10 pesos en moneda nocional por bañarse en un río.

 

Él y cinco de sus familiares habían planeado visitar el centro turístico de Soroa, ubicado en el municipio Candelaria, en la Provincia de Pinar del Rio, bajo administración del “Ministerio del Turismo”, la cifra del gravamen ascendía a 60 pesos.

 

“Puro, son diez pesos por persona” le dijo el encargado mientras le mostraba un extraño “vale de compra” que rezaba en mayúscula “SOLICITUD DE MATERIALES”.

 

Rafael arengó que cómo es posible que cobren por un río natural y preguntó si no les bastaba con los 10 CUC en divisa que cobran por la piscina del hotel, a la cual casi no acceden los cubanos nacionales: “Puro, esto no lo decido yo, eso lo establece la dirección de la empresa, ¿se baña en el río o no?” replicó el joven. “Me baño, pero recuerda que estoy pagando por algo que la naturaleza nos regaló, ni a los aborígenes guanajatabeyes los colonizadores españoles les cobraban por refrescarse en este arroyo”.

 

Al instante de estar metidos en el agua olvidaron la amarga experiencia, parece que los cubanos tienen la capacidad de olvidar el maltrato hasta con un poco de agua.


Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: