domingo, 20 de junio de 2010

La mujer negra y la ideología política

por Miriam Herrera Calvo

Comunicadora Social

Activista de la Federación Latinoamericana de Mujeres Rurales (FLAMUR)

 

14 de Junio del 2010

 

Foto: Miriam Herrera Calvo
 
 
En Cuba las mujeres y en especial las de  raza negra por enseñanza histórica se han mantenido al borde de los asuntos relacionados con la política del país que las vio nacer, cosa esta inexplicable y cuando han formado parte de algún evento de esa naturaleza lo han hecho a la sombra de la imagen masculina como fieles partidarias de los esposos, hijos u otro familiar.

 

En gesta llevadas a cabo por la independencia de Cuba en tiempos antes de la colonización mujeres de piel negra que se destacaron por su valentía y temeridad y su actuar ha llegado a nuestros días como complemento de las acciones de los hombres, hoy esto continua con más dependencia de la masculinidad, es imprescindible que las negras sientan la necesidad de conocer y dominar la política y en especial la social para de esa manera tener las bases para la exigencia de sus derechos.

 

Es triste observar la apatía que muestran las negras ante los temas políticos, como si eso fuera  tema de los blancos y que ellas no tienen porque participar ignorando que ese es un derecho que les incumbe, no es una gratitud que deben agradecer. Injustificadamente se dice que a las mujeres no les interesa la  política y menos las que pertenecen a la raza negra, esto último ha sido expandido habilidosamente por aquellos que son capaces de discriminar a los seres humanos por el sexo y color de piel.

 

En muchas partes del orbe las mujeres negras  han asumido papeles de empoderamiento de su género y raza incluyendo los temas sociales y políticos de su país, las cubanas han iniciado esto pero aun no de manera  activa como la sociedad y ellas lo necesitan; no es agrupándose en gremios de negros o no reconociendo la invidencia hacia personas con pigmentación dérmica oscura, como se solucionará el problema de los prejuicios y discriminaciones raciales y de género que están presentes en nuestro diario bregar.

Es el momento adecuado de iniciar una estrategia inteligente y sólida de interés y aprendizaje de las ideologías políticas que interaccionan en la sociedad, las que solo ayudarán a que el mal llamado género débil forme parte activa de los cambios estructurales que en la Mayor de las Antillas se están gestando y las negras deben de ocupar su espacio al lado de las blancas y blancos, haciendo uso de la inteligencia que durante siglos se les ha negado desarrollar y exteriorizar.

 

Es imposible el buen funcionamiento de una sociedad cuando se ocultan los problemas que dañan una parte importante de la misma, cubriendo estos con aparentes igualdades que están lejos de ser realidad y ubican a estas personas en lugares desventajosos con relación a la parte restante, pero no es solo los de la raza blanca quienes marginan a las mujeres negras en los papeles activos de la sociedad, ellas mismas ceden sus espacios por miedos y supuestas incapacidades que solo son el resultado de una marginación que ha durado siglos y aun persiste entre nosotros con más o menos intensidad .

 

Es ineludible que las féminas cubanas adopten por la inclusión  en la sociedad y rechacen la supremacía sobre ellas, lo anterior no quiere abogar por una rebelión sencillamente que se les dé la oportunidad de expresar sus verdaderas necesidades y pongan al descubierto sus inteligencias y anhelos de contribuir con los actuales y futuros empeños políticos  de su tierra natal.   

 

Enfrentándose a todo tipo separación, las mujeres negras y mestizas cubanas cada día surgen más de ellas exigiendo el espacio que les corresponde, no por gratitud sino por un derecho verdadero ganado con trabajo, lagrimas y subestimación que ha perdurado durante siglos sin que este sistema político preponderante en el Archipiélago Cubano haga verdaderas acciones para que las mismas sean parte activa de esta sociedad.          


Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: