viernes, 21 de mayo de 2010

El Héctor Maseda que yo conocí

por Segundo Miranda


20 de mayo del 2010


Christy Maseda (hija de Héctor) junto a Segundo Miranda, con copias del Tomo II de Enterrados Vivos de Héctor Maseda.


El pasado martes Mayo 18, tuve el privilegio de asistir a la presentación en ICCAS-Casa Bacardi del libro de Héctor Maseda, condenado a 20 años de prisión durante los acontecimientos de la Primavera Negra en el 2003.


A comienzos del acto se habló del Maseda graduado como científico de energía nuclear, el escritor, el Masón de grado 33 del valioso hombre que se enfrenta a sus carceleros y a su destino, el hombre que se niega, y así lo tiene firmado a salir de las ergástulas comunistas, hasta que el último de sus compañeros, haya salido.


El poeta ex-preso político Manuel Vázquez Portal habla de su amiga encarcelado, Héctor Maseda. Masones cubanos en el exilio en asistencia para apoyar a Héctor.


Pero esto homenaje no se lo hago al Héctor Maseda del exilio, se lo hago a ese apenas adolecente que conocí en el año 1956, cuando llevaba relaciones con su prima-hermana con la que hoy estoy casado.


Ese adolecente de pelo rubio y rizado que solía visitarnos acompañados de sus padres Fernando Maseda y Juana Gutiérrez. Un adolecente que a temprana edad se le veía la madurez que tendría en el futuro.


Ese joven que se pudo haber “narcotizado” por los albores y promesas de la “revolución triunfante” que en su euforia envolvía a muchos que hoy se encuentran en el exilio. Pero este adolecente que conocí, demostró la fijeza de su pensamiento y su determinación de lograr para la Patria un nuevo rumbo, el rumbo que por tantas y tantas décadas el Pueblo de Cuba busca y no encuentra.


Este adolecente se revira al sistema y lo denuncia en forma tal que el sistema que no soporta que se le contradiga y mucho menos que se intente quitarles las vendas a todo pueblo, hace de escarnio de Héctor Maseda en una tragicomedia jurídica durante los sucesos de la Primavera Negra juzga a Héctor y otros compañeros de infortunio a largas penas de prisión.


La misma mañana de la presentación del libro, me llamó, ese hombre que es todo un titán, que se encuentra pasando grandes penurias y trabajo para sobrepasar su cautiverio, para interesarse por la salud de Beba (mi esposa, su prima) y por mí. Todavía resuena en mis oídos sus palabras antes de pasarle el teléfono a mi esposa, “primo te quiero, somos familias”.


La Dama de Blanco Yolanda Huerga (esposa de Vázquez Portal) y Ángel de Fana (Plantados) establecen comunicación con La Dama de Blanco Laura Pollan (esposa de Héctor) en La Habana. La Dama de Blanco Yolanda Huerga y la portada del libro de Héctor Maseda “Enterrados Vivos: Tomo II”.

Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: