domingo, 7 de febrero de 2010

Un águila blanca extiende su vuelo

Fotos y texto por José Alberto Álvarez Bravo

Periodista Independiente

 

2 de Febrero del 2010

 

En la distante y fría Madrid, a muchos kilómetros de la tierra de Martí, solidarias manos de cubanos desterrados habilitaron un sitio donde coma y beba, para reponer energías y remontar su audaz vuelo hasta los confines del orbe, un águila blanca, portadora del valor y la constancia de un grupo de Marianas del siglo XXI.

 

Este 28 de enero 2010, en el Salón Conde del Hotel Velázquez, la Asociación Damas de Blanco realizó un acto de presentación pública, encabezado por la Señora Blanca Reyes, una de las fundadoras del laureado grupo cívico cubano Damas de Blanco y esposa del escritor exiliado Raúl Rivero, orgullo de las letras cubanas contemporáneas.

 

Mientras esto sucedía en la capital ibérica, en la vivienda de Laura Pollán, líder de la sección Cuba de esta Asociación, se celebraba un sencillo acto de recordación y homenaje al más grande hijo de la nación, José Martí. En este acto, al que asistió una docena de Damas de Blanco, se dio lectura a varios pensamientos martianos, fueron cantadas canciones alegóricas al nacimiento del inigualado prócer, y proferidos estentóreos gritos de ¡LIBERTAD!

 

Ante este acto fundacional, la moribunda dinastía caribeña, temerosa de una  nueva ola de descrédito ante la opinión pública internacional, no osó reprimir la actividad cívica realizada en el territorio que considera de su exclusiva pertenencia.

 

 
 
 

Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: