domingo, 19 de abril de 2009

Mensaje a las Américas

Cumbre de las Américas, 17-19 de Abril
Trinidad y Tobago





por Dr. Darsi Ferrer

14 de abril de 2009


La Habana. Del 17 al 19 de abril se celebra en Trinidad y Tobago la Cumbre de las Américas que, con la notable ausencia de Cuba, reúne a los Jefes de Estado y de Gobierno de 33 de las 34 naciones de nuestro hemisferio. Las organizaciones que suscribimos este Mensaje a las Américas, a sus gobiernos y sociedades, de dentro y fuera de Cuba, saludamos este encuentro, que de seguro fortalecerá el proceso de intercambio e integración tan necesarios para afrontar desafíos verdaderamente globales.

Esta Cumbre se realiza en un nuevo contexto global y hemisférico. La emergencia de nuevos liderazgos en las Américas no es ajena a las crisis de las finanzas y de la economía real, a las exigencias sociales de nuevos contratos políticos para canalizar viejas y nuevas necesidades de nuestros ciudadanos, y al imperativo de nuevos conceptos para lidiar con los retos ecológicos, energéticos, del conocimiento, de las migraciones, del terrorismo, del narcotráfico y del crimen organizado y, al mismo tiempo, con las necesidades de estabilidad democrática, y de respeto a las libertades y a los derechos humanos que garanticen bienestar social y democratización de la economía.

Estos desafíos y retos lo son también para Cuba. Y el actual contexto global y hemisférico garantiza que los cubanos podamos afrontarlos con la emergencia también de los instrumentos del diálogo, de la cooperación y del no aislamiento como estilos más eficaces para lograr la resolución de los conflictos, cualquiera sea su intensidad, naturaleza y entidad. En este sentido, resultan muy saludables para Cuba tanto la normalización de sus relaciones diplomáticas con los países del hemisferio, como el cambio de enfoque y discurso que desde el gobierno de los Estados Unidos se viene produciendo respecto a la isla. Asumimos que todo esto tendrá un impacto ambiental muy beneficioso para nuestras libertades y para nuestra democratización.

Desde luego este nuevo contexto, que esperamos se refuerce con esta Cumbre, es también el de la fuerte emergencia de las sociedades civiles en nuestro hemisferio, sin las cuales no se garantizan ni la legitimidad y credibilidad democráticas, ni la identificación de las necesidades y demandas de los ciudadanos. Sin la voz propia de una sociedad civil vigorizada, la voz de los gobiernos pierde autenticidad y representatividad. Este Mensaje a las Américas quiere constituirse en voz de re emergencia de la sociedad civil cubana en este nuevo contexto hemisférico.

Frente a él y a esta Cumbre Cuba se encuentra, ahora mismo, en una encrucijada. Su gobierno normaliza las relaciones con todos los países de la región, excepto uno, pero nuestra sociedad no se homologa con las sociedades del hemisferio donde la ley y las instituciones de sus Estados garantizan las libertades, los derechos humanos y la participación y elegibilidad políticas de todos en base a su condición de ciudadanos, no a su condición ideológica. Lo que refleja, por primera vez, la globalización hemisférica del Estado de Derecho.

Y Cuba llega a esta Cumbre con una sociedad civil independiente que ha normalizado sus relaciones con el resto de la sociedad, pero que confronta duros obstáculos para normalizarse frente al Estado, lo que ha venido dañando su visibilidad. Dos de estos obstáculos son particularmente severos:
la existencia de más de 200 prisioneros políticos y de conciencia, y la represión y el no reconocimiento a la organización independiente de las inquietudes y de las propuestas sociales, culturales y políticas. En el siglo XXI las autoridades de la isla todavía pretenden, con particular convicción, que la sociedad civil solo existe por y para el Estado. Una visión muy ajena a la que corre y se enraíza en la pluralidad de modelos democráticos de las Américas. De este modo, el gobierno cubano atraviesa por tres dilemas que dificultan nuestra real inserción hemisférica: falta de liderazgo estratégico, ausencia de credibilidad intelectual y carencia de apoyo popular.

La comunidad hemisférica puede contribuir a que estos dilemas se conviertan en oportunidades para Cuba: un país fallido. La eliminación del embargo propiciaría alivio económico y psicológico y, además, impediría que el reclamo de nuestras libertades sea percibido y manipulado como parte de un conflicto bilateral entre Estados. La demanda y apoyo hemisféricos a las libertades en Cuba enviarían, al mismo tiempo, el poderoso mensaje de que su normalización solo será coherente cuando el Estado cubano normalice sus relaciones con la sociedad. Y esto último pasa, en el siglo XXI, por el respeto a las libertades. El ambiente en el que se realiza esta Cumbre puede ser favorable a estos propósitos. Debe ser claro para el hemisferio que solo una Cuba plenamente democrática lo pone en condiciones de atender a sus desafíos integradores en una época globalizada. En consonancia con ella, la sociedad cubana, dentro y fuera, se abre a las Américas. El fin del embargo, que acabaría, entre otras, con la lógica de plaza sitiada, y la defensa de nuestras libertades, encaminada a insertar a Cuba en el ámbito democrático hemisférico, indicaría que las Américas también se van abriendo a la sociedad cubana.

Organizaciones que se adhieren al Mensaje a las Américas

Cumbre de las Américas, 17-19 de abril, 2009, Trinidad y Tobago

Partido Arco Progresista

Partido Solidaridad Democrática

Ámbito Cívico – conformado por:
Grupo Mediático Consenso
Límite Humano
Comité Ciudadano por la Integración Racial
Club de Escritores de Cuba
Cubabarómetro
Ciudadanos por el Estado de Derecho
Fundación por la Libertad de Expresión
Red de Bibliotecas Cívicas
Nuevo País

Centro de Salud y Derechos Humanos “Juan Bruno Zayas”

Coordinadora Socialdemócrata de Cuba

Delegación Nacional de Unión por Cuba Libre

Corriente Martiana

Fundación Isla de Pinos de Derechos Humanos y Fomento Territorial

Partido Popular Joven Cuba

Centro de Documentación “Jaime Guzmán”

Cooperativa Independiente Ceramistas Pineros

Comisión de Atención a Presos Políticos y sus Familiares (CAPPF)

Movimiento Liberal Cubano (MLC)

ONG “Identidad por Cuba”

Municipios de Cuba y Derechos Humanos

Centro de Información Hablemos Press (CIHPRESS)

Consejo Nacional por los Derechos Civiles en Cuba

Instituto Juvenil Cristiano de Estudios Sociales

Fundación Luisa María García-Toledo

Delegación Nacional del Partido Republicano de Cuba

ONG “Mensaje de Esperanza”

Imprimir Pagina Sphere: Related Content

No hay comentarios.: